La Agencia Tributaria, con el fin de organizar ciertos trámites de Gestión y Recaudación realizados de forma presencial ha habilitado un servicio de cita previa como prueba piloto.

A partir del año 2015, el trámite de solicitar cita previa será obligatorio para todos los trámites realizados presencialmente ante la Agencia Tributaria.

No obstante, la solicitud de cita previa ya se aplica para los siguientes trámites:

Gestión: la cita previa se aplica en Información tributaria, certificados, módulos, censos, atención de requerimientos y trámites de audiencia.

Recaudación: Pago e información de deudas, aplazamientos o fraccionamiento de pagos, embargos, recursos y otros trámites de recaudación.